Reseña: Kate y sus hermanas La Profecía, de Jessica Spotswood

Y ya llega la reseña de la segunda parte de la serie Kate y sus hermanas:  Kate y sus hermanas La Profecía.

¿Por qué lo compré?
1- Leí la primera parte, me enfadé y pensé que eso no podía quedar así, así que en cuanto salió esta segunda parte en castellano y pude, me lo compré para ver la continuación de la historia.

¿De qué va?
"¿Puede haber algo peor que ser una bruja adolescente encerrada en un convento? Kate, Tess y Maura deben esconderse allí ahora que la Hermandad se ha puesto a perseguir a las brujas con más fuerza que nunca.
Además, las hermanas Cahill son las protagonistas de una extraña profecía y de ellas depende que las brujas recuperen el poder o que la magia desaparezca para siempre. Kate deberá tomar decisiones difíciles, desafiando su destino y explotando su don. Y también está su amor por Finn, un miembro de la Hermandad. Un amor que ahora parece más imposible que nunca."

Kate ingresa en las Hermanas en contra de su voluntad pero al menos allí puede aprender a usar su magia, decantándose por la sanación e incluso visitando Harwood, pero no todo es bueno en el convento sino que pronto hay divisiones sobre el papel que tienen que desempeñar las Hermanas pues los Hermanos empiezan a ir demasiado lejos, ¿qué hacer, seguir esperando el momento oportuno o pasar a la acción? Y mientras tanto está Finn, en la orden de los Hermanos, ¿qué ocurrirá? su amor sigue intacto pero hay demasiadas cosas que no se dijeron. Debido a la profecía Kate asumirá un papel importante dentro del convento pero aún se desconoce cuál de las tres hermanas será el oráculo, la bruja más poderosa de todas. Maura por su parte, se esforzará por ser el oráculo pero ¿quién será de las tres hermanas? ¿Kate, Maura o Tess?

Opinión (sin spoilers):
Esta segunda parte es como la primera en cuanto a preocupaciones, a estrés, a que las cosas nunca salgan como están previstas, incluso a pesadez diría pero no por la narración ni por la historia sino por la enorme carga que tiene que llevar la protagonista. De nuevo, la historia que abarca este segundo libro es bastante sencilla y a modo contrarreloj, todo el libro es una preparación del final, del momento clave donde todo se precipita. Tal vez ya no sea tan opresivo como el primero pues el tema es algo más amplio, y Kate tiene más libertades, es decir que toda la trama no ocurre ya en un solo lugar sino que se desarrolla en diversos frentes. Sobre esto, lo que me ha gustado es que la autora no pierde el tiempo describiendo o narrando cómo llega Kate a los sitios, algo innecesario, sino que pasa directamente a lo importante y no se detiene en nimiedades. De nuevo la lectura es amena, muy rápida pues no se describen demasiados detalles y prima lo importante, que es la acción, junto a todos los pensamientos y quebraderos de cabeza de Kate y los diálogos, que tampoco me han parecido muy numerosos. Siento que tengo una relación de amor-odio (amordio) con esta trilogía porque cuando leo, siento todas las preocupaciones de Kate, todos sus problemas, narrados cómo no, en primera persona, lo que hace que te metas más en la piel de la protagonista, y cómo todas las cosas escapan a tu control, ya no eres un lector alejado de todo eso y puede que por eso me estrese leer o me lo tome con calma. A la vez, no puedo dejar de leer para saber cómo acaban las cosas a pesar de lo que me cuesta, porque en el fondo está interesante y no sé cómo va a sorprenderme la autora para el final, como hizo con la primera parte (cosa que por cierto, ha conseguido). En cuanto a los personajes, en este libro aparecen muchos nuevos aunque los principales sean los mismos, con algunos cambios. En Kate se aprecian algunas diferencias pero no así en Maura, justo cuando pensaba que podría haber cambiado tras lo ocurrido con Elena pero no, no aprende. Es posible que sea un personaje hecho para que lo odies, así como Ishida, pero tal vez se necesitaran saber los motivos de por qué hace las cosas, no lo sé, lo mismo se podría pensar de Kate desde fuera. El final del libro es para variar, sorprendente, como venía diciendo, yo no me lo esperaba y ya tengo muchas ganas de saber cómo acabará todo y qué ocurrirá con la profecía.

Opinión (con spoilers): 
Qué decir con spoilers, aparte de todo. No pude desarrollarlo en la parte sin spoilers pero odio a Maura con toda mi alma en estos momentos, nada más terminar el libro. Ya en el primer libro me caía mal pero al final, tras el rechazo de Elena y demás hasta me dio pena y pensé 'bueno, al igual cambia'. Me equivocaba, sigue igual que siempre, es una egoista, un perrito faldero de Inez, que quiere hacerse con el convento cuando Cora muera e iniciar una guerra abierta contra los Hermanos, y ante todo, una irresponsable y una ingenua, y ojala todo lo que haga se le vuelva en su contra y se de cuenta a tiempo de todas las cosas que ha hecho mal. Kate consigue llevar a sus hermanas al convento y allí Tess le confiesa que es el oráculo, que lleva tiempo teniendo visiones pero deciden no contárselo a Maura. Por otra parte, Finn y ella consiguen hacer las paces, explicarsen, y todo vuelve a la normalidad entre ellos. También las hermanas conocerán a Zara, internada en Harwood, pero desgraciadamente de forma breve pues el plan de Kate era rescatar a todas las internas antes de que los Hermanos, al darsen cuenta de que las brujas han borrado las memorias de todos los del Consejo, tomen represalias contra ellas. El plan de Inez es un éxito, Cora muere y ella asume el mando y Maura le borra la memoria a Finn pues ya no lo necesitan, y éste pasa a olvidar a Kate, a ella y a todo lo que han vivido juntos. Yo es algo que no perdonaría nunca, y así es como acaba el libro, así que ya estoy contando el tiempo que queda para que salga la última parte.

¿Me arrepiento?
A pesar de los malos ratos que me hace pasar, no, no me arrepiento de haber comprado el libro y menos de haberlo leído. Se lee muy rápido y es muy ameno y sencillo a pesar de que la trama no lo es tanto. Creo que sigue exacta la esencia del primer libro y es algo bueno teniendo en cuenta que 'segundas partes nunca fueron buenas' pero considero que el libro es igual de bueno que el primero. El final sí me parece demasiado abierto, así que como ya he ido diciendo, espero que salga pronto la tercera y última parte.

No hay comentarios:

Publicar un comentario