Reseña: Los Dioses Mienten, de Kaori Ozaki

Vi hace bastante tiempo este manga, y el caso es que le llamaba a mi novio pero a pesar de ser un tomo único no lo compramos, supongo por eso de estar comprando otras series, pero ya que este mes no salía nada que me interesata pues... lo acabamos pillando, pues Ristorante Paradiso al ser más nuevo sería más fácil de conseguir que éste.

Ficha Técnica:
Título: Los Dioses Mienten
Autora: Kaori Ozaki
Nº de tomos: 1
Año: 2014
Editorial: Milky Way

¿Por qué lo leí?
1- ¿Ansias de manga nuevo?
2- La verdad es que me llamó en un principio pero lo dejé un tanto abandonado con otras prioridades... y al final como también le llamaba a mi novio pues me lo compró (supongo que suelo olvidar mencionar que el 90% de manga me lo compra él...)

¿De qué va?
"Las chicas de clase ignoran a Natsuru en el colegio al que se ha trasladado. Sin embargo, un día él se entera del enorme secreto que guarda su compañera Suzumura...

Un chaparrón, el festival, un gato blanco llamado "Tofu".

El último verano de la escuela primaria.

Empieza la tranquila aventura de los dos..."

Natsuru ha llegado nuevo al colegio y tras un incidente con la chica más popular, éstas dejan de hablarle pero no le importa, pues tiene el fútbol. Es de los mejores en el equipo pero tras la llegada de un nuevo entrenador, las cosas cambian. Al salvar a un gatito blanco del río, conocerá a Suzumura, una chica de su clase que llama la atención por lo alta que es pero que guarda un gran secreto.

Opinión (sin spoilers): 
Bueno, a ver cómo hablo de este manga... empezaré por el dibujo, algo de la edición, y luego ya historia y personajes. El dibujo es bastante simple, no podría calificarlo como típico shojo porque no lo es, es sencillo, un poco como si fueran bocetos pero tampoco se abusa de la trama. Me recuerda un poco a los dibujos antiguos del Studio Ghibli y no sé por qué... pero bueno. La edición pues... la portada me gusta especialmente aunque el color es raro, es muy simple y muy llano, casi sin luces y sombras pero que puede representar el sol del atardecer en las sombras de los tres protagonistas; el resto queda un poco en segundo plano, muy llano. Y luego lo que es la portada debajo de la sobrecubierta es... un manga blanco con unos dibujos simples dibujados con color azul y por detrás igual, que dan una idea... que no es exactamente lo que se nos cuenta en el manga. 
Bueno, una vez ya me he enrrollado con esto hablaré del manga en sí. La verdad es que no tenía ni idea de qué iba a ir, no leí ninguna reseña antes y creo que ni siquiera la sinopsis, con lo que fue toda una sorpresa. Pero bueno, la historia que se nos presenta es un tanto costumbrista, es la vida de Natsuru, un poco su día a día pero centrándose en lo que es su relación con Suzumura. No pasa nada anormal y tampoco es que pase algo realmente, la historia es también muy sencilla, pero te va dejando caer ciertas cosas como el por qué el antiguo entrenador de fútbol del colegio ya no va a entrenarlos más, el por qué Natsuru vive solo con su madre y luego lo que es la situación de Suzumura, que es realmente de lo que va el manga. Es una reflexión sobre la vida y la muerte o eso me ha parecido, sobre la enfermedad, sobre el dinero... pero de una forma muy natural pues en el fondo es lo que pasa cada día. La verdad es que ya no sé qué más añadir aparte de hablar un poco de los personajes pues la historia es en verdad sencilla (y lo que queda por decir de ella no puede hacerse sin spoilers). Natsuru... es el protagonista pero simplemente porque encauza las acciones y los momentos o hechos que de verdad quieren transmitir un mensaje. Hay que decir que los personajes... bueno, no evolucionan durante el tomo pero aparte de que no hay espacio, los protagonistas son niños, con lo que tampoco es que pueda esperarse una gran evolución, es simplemente una macabra historia contada y vivida desde el punto de vista de unos niños y la verdad es que está bien llevado, actúan como niños. Siguiendo por Suzumura, es una chica misteriosa y callada que no tiene amigas y de la que nadie conoce su situación, demasiado grande para una niña. Es muy responsable y solo hace lo que cree que es lo correcto y luego está su hermano pequeño, un niño muy alegre que parece que siempre se lo pasa bien. Supongo que aquí también entraría la madre de Natsuru, casi un referente cómico en la historia, una madre más bien descuidada y olvidadiza pero que al final demuestra ser una buena madre. Y sin spoilers nada más que contar.

Opinión (con spoilers):
Ahora viene la revelación. O bueno, las revelaciones exactamente. Siento contarlo tan... tal cual pero primero mejor contarlo bien para luego hacer las reflexiones que tocan. Natsuru, cuando rescata al gatito blanco, tiene que llevárselo de casa porque su madre es alérgica, y es así cuando se encuentra con Suzumura y su hermano, a unas horas muy tardías y cargados con bolsas de compra. Les pregunta entonces qué hacen por ahí a esas horas y es que es cuando ponen las ofertas. Cuando los acompaña a casa descubre donde viven y queda ya patente que tienen problemas de dinero, además de que Suzumura le hace la revelación de que viven solos: su madre los abandonó y su padre se fue a trabajar fuera, dejándoles dinero de vez en cuando con el que tienen que vivir. De todas formas se quedan con el gato, al que llaman 'Tofu'.


"Por ahí no. Que hay un fantasma.

Este jardín... huele un poco raro..."

Por alguna razón, Natsuru decide no ir al campeonato de fútbol, el nuevo entrenador no le cae bien y además le dice que al haber nacido en marzo es 'pequeño', lo que es una desventaja para el fútbol. Deprimido, decide quedarse y hacer ver a su madre que se va, pero en realidad se va al parque. Allí lo encuentra Suzumura, de la que por cierto se está enamorando, y va a su casa a ver cómo está Tofu. Así, pasa ahí unos días e incluso van todos al festival pero un día, intrigado por el extraño olor del jardín desentierra sin querer un cadáver.


"El cadáver enterrado bajo las frambuesas... 
seguía allí, sin ascender a los cielos."

Conocemos así la historia de Suzumura. Su padre una noche dice que irá a trabajar a Alaska a pescar cangrejos y todos creyéndole, siguen haciendo vida. Suzumura se encarga de la casa, como siempre, y cuando se va a comprar se encuentra que su abuelo se ha caido por las escaleras y que está muerto. Decide enterrarlo en el jardín para proteger a su padre. Natsuru aterrado se va corriendo y así descubren que no fue al campeonato de fútbol. Su madre le pregunta pero él no le quiere contar nada por proteger a Suzumura, pero al final, Suzumura encuentra su padre rondando por la zona con una mujer, así que al final simplemente los abandonó. Natsuru va a por ellos y se los lleva, huyen, pero su viaje acaba pronto pues en el hostal donde deciden pasar la noche... sí, les dejan quedarse pero llaman a la policía y también aparece la madre de Natsuru. Así, se conoce la historia de Suzumura, se los llevan a una familia de acogida de otra ciudad y a Tofu también lo adopta una familia, pero le tienen que amputar una pata. Y todos se separan. 
Es una historia muy natural, muy bien llevada y muy sencilla. El caso es que no me ha parecido descabellada, cosas peores se ven por la tele, y como dije antes, te hace reflexionar sobre ciertos temas. No sé, este manga me ha parecido un poco... como la vida misma.

¿Me arrepiento?
Podría decirse que es un manga con una temática ya habitual entre el catálogo de Milky Way pero es tan sencillo y natural... no sé, es complicado. Realmente solo cuenta una historia, una historia bastante simple que se convierte de repente en algo un tanto fuerte y que te hace pensar. A la primera leida no le vi gran cosa, igualmente me alegré porque no tengo ningún manga así del estilo pero cuanto más pienso en el manga... no sé. Pero bueno, no me arrepiento de la compra. Me parece un manga frío y triste pero me ha gustado.

2 comentarios:

  1. la verdad es que este manga tengo ganas de leerlo porque pinta genial

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es al principio muy normalito pero luego bueno, se descubre el pastel. Yo todavía no sé muy bien qué pensar sobre Los Dioses Mienten pero cuanto más lo pienso más me gusta, al principio no me mató, la verdad XD

      Eliminar