Reseña anime: Nurarihyon no Mago y Nurarihyon no Mago: Sennen Makyou

Ciertamente he visto estas dos temporadas con bastante tiempo y diferencia entre sí pues me costaba ponerme no sé por qué. Creo que lo que más me gustaba era que aparecieran yokais que no conozco pero ha sido un tanto decepcionante pues muchos eran adaptados para la serie y pierden toda la esencia del folklore que tanto me interesa pero bueno, qué se le va a hacer. Va a salir una reseña un tanto extraña pero... así es como me ha salido, solo espero que se entienda.

Empezando por Nurarihyon no Mago (El nieto de Nurarihyon), en principio solo iba a ver la primera temporada, más que nada porque no sabía que tenía una segunda, y luego cuando la descubrí pues... me dije 'venga va, así la veo completa'. Me llamó porque tenía un aire a D.N.Angel con el rollo de 'es humano pero se convierte en x' aunque luego no es exactamente así pero entre eso y que la serie iba de yokais pues me puse a verla. Voy a mezclar las dos temporadas seguramente así que la reseña saldrá un poco rara porque bueno, no me acuerdo de todo exactamente, las vi con un algo de diferencia... Constan las dos de 26 capítulos de unos 23 minutos contando opening y ending y empezó a emitirse en 2010, terminando en 2011 aunque por lo visto tiene 2 ovas que no he visto.

La primera temporada es bastante normalita: Rikuo tiene una familia... peculiar. Su abuelo es Nurarihyon el yokai y él tiene tres cuartas partes de sangre yokai pero es más que nada humano. Él es el tercer comandante del clan Nura pero no quiere ser un yokai pues los yokais 'son malos', con lo que presenta todo un problema dinástico en la familia pues además no puede convertirse en yokai. Uno de sus amigos está obsesionado con los yokais, buscando siempre avistamientos y poniendo al resto de sus amigos muchas veces en peligro, mientras que Rikuo se esfuerza en que no le descubran y más desde que llega una nueva estudiante a su instituto: Yuka Keikain, una omyoji que se dedica a matar yokais. Rikuo aprenderá a transformarse en yokai al final y tendrá que enfrentarse al heredero de otro clan que quiere destruir el suyo con lo que deberá tomar la decisión de en qué mundo quedarse: el de los humanos o el de los yokais.

Ya en la segunda temporada se presenta una historia algo más compleja y menos simple de 'aparece un yokai nuevo que hace cosas malas, lo descubrimos y lo matamos' pues se nos habla del pasado, de cosas que no explican en la primera temporada como la familia de Yura o el padre de Rikuo, todo bajo la presión de que Hagoromo-Gitsume va a dar a luz a su vástago en Kyoto, con el que dará comienzo a una época de oscuridad. Se nos habla del pasado, de cómo se la venció hace 400 años y eso me gustó mucho, se volvió la serie algo sangrienta pero me gustó bastante, creo que habría ganado más ambientada en el Período Edo. El problema viene después cuando Rikuo debe entrenar para prepararse en la lucha contra la Kitsune pues la serie se convierte en Naruto con 'la villa secreta de los Tono' y las 'técnicas secretas'. Ahí empezó a darme mucha pereza seguir con la serie y casi la dejo pues hay muchos capítulos en los que no pasa absolutamente nada importante, hay mucho relleno de batallas inútiles. El final está lleno de giros inesperados que podrían haber explicado mejor y te lo dejan todo para la tercera temporada que no se ha hecho, supongo que los ovas serán esto pero no los he visto. 

Los personajes pues... Rikuo no me cae especialmente bien, Kana es demasiado inútil, Yura bastante tonta y Yuki-onna bastante inútil también pues parece que no sepa hacer nada. Nurarihyon es de los que mejor me cae junto al hermano de Yura, Ryuji (soy un poco mala persona, qué le voy a hacer), y la mayoría son simple comparsa, no se explica mucho acerca de ellos y es una pena pues como ya comenté antes es lo que más me llamaba de la serie, conocer yokais. En fin, en cuanto a diseño de personajes, escenarios y animación la verdad es que me sorprendió para bien pues esperaba una serie muchísimo peor hecha pero no está del todo mal, los personajes se mueven y no se abusa de los mismos planos una y otra vez. No es que sea una obra maestra tampoco pero no está mal.

Y para terminar openings y endings y esas cosas. Los endings tenían gracia, para qué negarlo, eran las seiyus de Yura, Kana y Yuki-onna cantando pero lo que más me gustaron fueron dos openings que voy a dejar ahí, uno de cada temporada:



Y eso es todo de momento. La verdad es que no creo que la volviera a ver pero no descarto buscar los ovas para ver como acaba la historia.

6 comentarios:

  1. (´• w •`)/ Holaaa!!!
    La verdad se ve interesante ambas de hecho pero no se si me llame lo suficiente como para llegar a verla es cierto que el tema de los Yokais es interesante a mi también me llama mucho la atención todo lo que tenga que ver con eso pero si dices que pierden algunos detalles de esencia pues no se si me convenza finalmente

    穛 S4Ku SEK4i®

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que pierden mucho, a veces hasta se los inventaban que buscaba información sobre algunos supuestos yokais y me salía solo información del anime -.-

      Eliminar
    2. Muchos sí, de otros simplemente cogían el nombre de un yokai de verdad y se inventaban toda la historia, que creo que es incluso peor...

      Eliminar
  2. Con esta valoración un tanto negativa no sé si la veré... Queda apuntada en mi lista de animes pendientes (madre mía, otra que crece y crece T^T), pero la dejaré para el final jeje aun así, no tienen tan mala pinta... aunque sea para darle un oportunidad XD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo bueno de la serie es que en cuanto a animación está bien hecha (no llega a Samurai Champloo o FLCL lógicamente) pero bueno, puede pasar. Supongo que puedes darle una oportunidad, algún día cuando llegues a verla después de terminar tu super lista de animes pendientes la comentamos si me acuerdo XD

      Eliminar