Los Gnomos, de Wil Huygen y Rien Poortvliet

Recuerdo la historia de este libro. Cuando mi hermana y yo éramos pequeñas, tendríamos 5 años, un día llevaron al colegio unos libros muy bonitos sobre gnomos y nos encantaron pero a la vez nos entristecimos porque no ibamos a volver a verlos, alguien los había llevado para que los vieran los niños de la clase. Lo bonito fue descubrir que esos libros los había llevado nuestro padre y que podríamos verlos y disfrutarlos en casa. No sé por qué pero nunca los habíamos visto y fue entonces cuando los descubrimos.

Este verano pasado, cuando hizo tanto calor que tuve que mudarme de habitación, los saqué de la estantería porque sí, de pequeña los miramos un millón de veces, pero nunca los había leído así que iba siendo hora y ha sido la lectura que he llevado últimamente, dejando de lado el resto de cosas. Es que cuando apetece leer una cosa no vas a forzarte a leer otra. Pero bueno, así que aquí viene un pequeño comentario sobre el libro Los Gnomos, ya en una futura entrada llegará la segunda parte titulada La llamada de los Gnomos. La verdad es que no sabía que eran un primer y un segundo libro así que yo empecé por el segundo para luego darme cuenta de que el otro era el primero... En fin, había un 50% de probabilidades de equivocarme y así fue.

Empezando por la edición para que no se me olvide (y eso que es lo primero que suelo hacer al comentar algo pero esta vez casi se me pasa), es una preciosidad. El formato del libro es bastante grande, de tapa dura con sobrecubierta, ilustraciones que van apareciendo a lo largo de las páginas, pequeñas si lo importante es el texto pero mayormente grandes, con una letra como manuscrita y la verdad es que todo muy bien maquetado. Casi por la composición parece un cuaderno de campo, todo como mezclado y sin seguir un orden. La portada de la sobrecubierta ciertamente no es muy llamativa y usa la misma que una del interior del libro, igual que la de la parte de atrás, con fondo blanco, y es en las solapas donde aparece la sinopsis, por llamarlo de alguna manera. Quitando la sobrecubierta nos encontramos un libro mucho más bonito con una portada simple pero que me gusta mucho, con una cenefa y un gnomo en dorado. 


El libro podría decirse que se divide en dos partes más o menos, pues es un poco curioso en cuanto a forma y realmente no sigue unas directrices claras aunque eso sí, tiene una introducción y una historia al final a modo de conclusión de alguna manera, que creo que inicia un poco el segundo libro. La primera parte es sobre la vida de los gnomos en lo que se cuenta un poco de todo, desde cómo es su aspecto físico, sus casas, sus herramientas, cómo trabajan, dónde viven, fisiología, su vida cotidiana... y la segunda parte son 9 historias sobre gnomos. Supongo que la primera parte es más anecdótica, como una curiosidad pues apenas hay texto y muchas veces es con esa letra como escrito a mano y difícil de entender en ocasiones (y más si lees sin gafas), aunque también tiene más dibujos y esas ilustraciones es algo muy destacable de estos libros. En cuanto a la segunda parte me resultó muy curiosa pues no conocía ninguna de las historias y se me hicieron extrañas pues tampoco siguen la lógica de los cuentos, son raras e inesperadas y por eso me gustaron, muy diferentes entre sí aunque claramente todas tratan sobre gnomos de una forma u otra.


La parte final es un poco extraña pues a medida que vas leyendo el libro lo ves como simplemente un compendio de curiosidades y anécdotas sobre gnomos porque casi la totalidad del libro va dedicada a esa primera parte, pero luego en la parte final se intenta dar un tono de narración a modo de historia de los autores y su relación con los gnomos un poco sin venir a cuento, en la que el gnomo les echa la bronca del comportamiento de la humanidad en un tono naturalista que no sé, queda un poco chirriante, y no es porque lo que diga no tiene razón sino porque no tiene sentido algo así viendo el resto del libro, no tiene nada que ver. Como detalle aparte decir que en las dos penúltimas páginas, que forman una misma ilustración, el texto está cambiado de sitio y lo de la derecha debería ir a la izquierda pues es lo que continúa de la página anterior. Sí he visto algún que otro error más pero no sería muy horrible.


En cuanto a las ilustraciones, de pequeña es lo que más me llamó la atención evidentemente, porque teniendo esos dibujos tan bonitos para qué iba yo a leer. Las ilustraciones son bastante coloridas y realistas, los gnomos cada vez que aparecen en detalle, como en la portada, son muy realistas mientras que cuando aparecen a tamaño real en una ilustración suelen ser lógicamente más caricaturescos. Los paisajes que aparecen son preciosos, igual que los animales. En general hay muchos detalles y es un disfrute ver las ilustraciones, aun sin leer el libro y la verdad es que me ha costado mucho elegir unos pocos para ponerlos en la entrada. En general, aunque esperaba que la entrada me quedara más corta, decir que es un libro de curiosidades, agradable de leer, ameno, pero para tomarse como algo curioso pues ciertamente es un libro que intenta contarte algo imaginario como si fuera una realidad. Es bonito y amigable y las ilustraciones es lo mejor que tiene, hacía mucho que no lo ojeaba y creo que es lo que más he disfrutado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario